read

¿Qué es el e-commerce B2B, B2C y C2C?

By Carolina Herrera de la Rosa

El e-commerce (comercio electrónico) ha revolucionado completamente la manera en la que los negocios y consumidores interactúan. A raíz de su exponencial crecimiento múltiples modelos de e-commerce se han desarrollado, como lo son el B2B, B2C, y C2C.

 

Pero, ¿en qué consisten? ¿En qué se diferencian? ¿Cuál se ajusta mejor a tu negocio? En este post analizaremos cada modelo y los distintos actores que hacen parte del proceso.

 

Tipos de e-commerce

 

Comercio electrónico B2B

 

Primeramente, tenemos al Business to business, también conocido por sus siglas B2B. Un modelo de comercio electrónico muy habitual donde se realizan transacciones de productos o servicios entre empresas. 

 

Este modelo está enfocado en ofrecer herramientas que logren transformar de manera eficiente los procesos internos de una empresa en su respectiva industria. El ciclo de compra es más complejo debido a las fases de evaluación y la participación de múltiples decididores de compra.

 

Un claro ejemplo es Oracle Netsuite, que ofrece herramientas digitales conjuntas (SuiteCommerce) diseñadas para que los negocios mejoren la experiencia de sus clientes, realicen procesos de compras más rápidos y puedan almacenar toda la información en una misma plataforma.

 

ejemplo-oracle-ecommerce-B2B

 

No obstante, el uso de herramientas digitales B2B no son suficientes sin una estrategia de marketing online que pueda atraer y retener clientes. Según el reporte anual B2B Marketing Mix realizado por Sagefrog Marketing Group, entre los años 2020/2021 las estrategias de marketing digital más implementadas dentro de este modelo fueron:      

  • Email Marketing: 84%    
  • Redes sociales y advertising: 75%   
  • Blogging y marketing de contenidos: 69%
  • Search Engine Optimization (SEO): 60%

 

Comercio electrónico B2C

 

A diferencia del B2B, en el Business to Consumer (B2C) las transacciones se realizan entre un negocio y un consumidor. El ciclo de compra es más corto y la motivación personal es la clave para la decisión de compra. 

 

El objetivo principal en un B2C es fidelizar al consumidor final para mantener un ciclo de compra reiterativo y crear el mayor tráfico posible en las tiendas virtuales.

 

Las tiendas de retail o retailers, como Jumbo son un buen ejemplo del B2C. En su interfaz incorporan secciones que facilitan la búsqueda de los productos por su categoría; frutas y verduras, electrodomésticos, ropa, etc. y también brindan información adicional respecto las características del producto, disponibilidad, descuentos y el envío.

 

ejemplo-jumbo-ecommerce-B2C

 

Cabe resaltar que los usuarios mantienen una duración aproximada de 3 horas diarias en su celular por lo cual contar con un sitio web optimizado para móviles es indispensable para todo e-commerce B2C. De acuerdo un estudio realizado por Hootsuite, para enero 2021 al menos 55.4% usuarios globales realizaron una compra desde un dispositivo móvil y un 69.4% utilizaron una app desde una Tablet o móvil.

 

Comercio electrónico C2C

 

Por último, en el modelo consumer to consumer (C2C), los participantes son consumidores que realizan transacciones de no muy alto valor con otros consumidores. El proceso de compra es rápido, impulsivo y con poca investigación de por medio.

 

Generalmente los procesos de compra y venta de productos se realizan en una plataforma conocida como Marketplace (Mercado en línea), donde el vendedor debe pagar una pequeña comisión después de realizar una venta.

 

ejemplo-mercadolibre-ecommerce-B2B-marketplace

 

En el 2020 el e-commerce en Latinoamérica tuvo un exponencial crecimiento, MercadoLibre fue el marketplace con más ventas generadas por US$84.900 millones. Donde Colombia se puntuó con un crecimiento de comercio electrónico del 30%.

 

Recurrir a un Marketplace es una excelente alternativa para vender online cuando no se puede contar con un sitio web. Una de las claves para triunfar con un e-commerce C2C es acumular reviews positivos, compartir los links de contacto y crear una base de datos con la información de tus clientes recurrentes.

 

Los modelos de e-commerce siguen evolucionando a un ritmo vertiginoso en la medida en que la tecnología evoluciona, lo cual depende de los participantes (negocios, vendedores y consumidores) ajustarse a esos nuevos factores. Si te encuentras interesado en digitalizar tu negocio y aprovechar las compras online, reserva tu asesoría gratuita donde veremos las oportunidades que brinda tu negocio en el espacio de comercio electrónico, así como mejores prácticas para lograr más ventas.

 

Tags: Ecommerce